28 de junio de 2009

Luisa Martínez recibe la medalla al mérito en el trabajo en Baeza

La homenajeada ha agradecido el premio y lo ha compartirlo con su esposo, ya fallecido al mismo tiempo que ha recordado el "cariño especial" con el que ambos afrontaron la labor diaria en el restaurante El delegado del Gobierno en Andalucía, Juan José López Garzón, y el secretario de Estado de Cooperación Territorial, Gaspar Zarrías, han impuesto hoy la medalla al Mérito en el Trabajo en su categoría de plata concedida por el Ministerio de Trabajo e Inmigración a Luisa Martínez Martínez, del restaurante 'Juanito' de Baeza (Jaén). En el acto, que ha comenzado con un minuto de silencio en memoria del inspector del Cuerpo Nacional de la Policía Eduardo Antonio Pueyes asesinado hoy por ETA, las autoridades han destacado la amplia y meritoria actuación profesional de la galardonada, principalmente dedicada a la cocina, que ha desarrollado desde el año 1953 hasta la fecha, en que aún sigue colaborando en la empresa familiar. El alcalde de la localidad, Leocadio Marín, ha afirmado que los baezanos están doblemente orgullosos con un premio que reconoce la "trayectoria larga y ejemplar" de Luisa Martínez. En este sentido, ha incidido en que premios como este ponen de manifiesto que tras siglos en los que las mujeres han sido relegadas a un papel secundario cuando no ignoradas, la sociedad demuestra su ánimo de cambio. "En Luisa se cumple la máxima de que detrás de un gran hombre hay una gran mujer. Ella es la hacedora silenciosa entre fogones, el 'alma mater' de un negocio familiar, de una familia baezana de emprendedores, que conoce bien el sacrificio del trabajo", ha destacado. En el mismo sentido López Garzón ha manifestado que la medalla reconoce "el esfuerzo, el trabajo y el tesón". "En particular Luisa, aunque recordamos también a su esposo, Juanito. Toda una vida dedicada al trabajo, que ha beneficiado no sólo a Baeza sino también a Andalucía", ha señalado. La homenajeada ha agradecido el premio y lo ha compartirlo con su esposo, ya fallecido al mismo tiempo que ha recordado el "cariño especial" con el que ambos afrontaron la labor diaria en el restaurante